Mujeres emprendedoras: Fabiana Jafif, mentora de emprendedoras y creadora de la comunidad “De Madre a Madre”.

Siete herramientas digitales, indispensables para cualquier emprendedora.
9 junio, 2020
Alfonsina Morgavi, co-fundadora de QActions System S.R.L.: “Resiliencia y constancia son parte de mis fortalezas personales”.
18 junio, 2020

"La vida es un emprendimiento en sí mismo, hay que disfrutarlo al máximo".

¿Cómo te gustaría presentarte?

Mi nombre es Fabiana, soy madre de dos niñas que son el motor de mi vida. Relacionista pública de profesión, mentora de mujeres y madres emprendedoras o con ganas de empezar su propio proyecto. Especialista en marketing digital. Una mujer inquieta, determinada y que ama lo que hace.

¿Cómo fueron tus primeros pasos en la industria IT?

Trabajo desde muy chica. Mientras estudiaba medicina trabajaba freelance como moderadora de páginas web. Al poco tiempo, empecé a trabajar para una ONG en la parte de comunicación y ahí me encontré con el tener que manejar todo lo relacionado a la web y redes sociales. Hace ya más de 15 años, dejé la carrera de medicina para estudiar Relaciones Públicas mientras iba involucrándome cada vez más con el mundo de la tecnología, no solo por el rol que desempeñaba en distintas pymes y multinacionales, sino también por haber trabajado directamente en empresas que venden y ofrecen servicios vinculados a este rubro (Avatar, LG Electronics, Teletech, Cognizant siendo específicamente un proyecto para Google). Siempre fue algo que me gustó y me generó interés y a medida que iba aprendiendo me di cuenta de lo importante que era estar trabajando en esta industria.

¿Qué obstáculos o trabas encontraste? Si es que los hubo.

Trabajar en empresas de tecnología en un rol como marketing digital en algunos momentos fue bastante difícil. Básicamente porque es un rubro muy del género masculino y hacerse lugar fue por momentos bastante complicado por ser mujer. Ya relacionándolo a lo que me tocaba en mi rol, muchas veces lograr que mis jefes accedieran o quisieran invertir en un modelo digital o en acciones era bastante complicado.

¿Cómo fue transitar tu camino en una industria tradicionalmente masculina?

Como dije antes, por momentos complicado. En una de las empresas que trabajé priorizaron el ascenso de un compañero que había ingresado un año después que yo y que no tenía la misma experiencia. Eso fue difícil porque sabía que tuvo que ver el género.

¿Cómo fue tu experiencia en la última multinacional en la que trabajaste?. ¿Sentiste que no te apoyaron por ser mamá trabajadora?

Creo que el apoyo estuvo de acuerdo a las leyes de la Argentina. Me mandaron un lindo regalo y por supuesto no tuve problema en tomarme licencia de nueve meses. Lo que creo que no estuvo tan bueno fue la vuelta. Me cambiaron de puesto y tuve personas que yo había capacitado en puestos superiores al mío, cuando yo tenía un seniority más alto. Sí sentí que tuve que volver a pagar el “derecho de piso”. Ya no tenía el mismo lugar que tuve al momento de dejar mi trabajo.

¿Es difícil ser mamá y emprendedora?

Es difícil ser emprendedora en general. Creo que ser mamá y emprendedora es un poco más difícil pero no es imposible. Hay que saber encontrar el equilibrio de ambos emprendimientos y porque justamente lo vivo de cerca me dedico a empoderarlas desde mi lugar como mentora.

¿Cómo surgió la inquietud de armar "De madre a madre"?

"De Madre a Madre" empezó como un blog para hacer catarsis, contar mi experiencia como mamá primeriza. Nunca lo empecé pensando que fuera un negocio, sino un espacio mío para compartir lo que estaba aprendiendo sobre la maternidad y también de alguna manera, ayudar a otras madres que pasaban por lo mismo. A medida que fui viendo que a las madres les gustaba e inspiraba mi contenido, entendí que era algo que me gustaba mucho hacer y que quería convertirlo en mi trabajo. Entendí de la importancia que era el momento bisagra de lo laboral para tantas madres y decidí empezar a realizar un evento que nos reúna con el fin de brindar capacitación y que tejan redes. Una cosa fue llevado a la otra y hoy “Mujer, Madre y Emprendedora” se convirtió en un gran evento para motivar y brindar herramientas a madres emprendedoras o que quieren emprender. Hoy "De Madre a Madre" es una comunidad donde prima el respeto, la sororidad y el empoderamiento materno.

¿Qué se necesita para emprender?

Como digo siempre, emprender para mí es levantarme de la cama todos los días… así que sin dudas se necesitan ganas y voluntad. Porque emprender requiere de mucha constancia, determinación y tener las ideas claras. Si nos metemos en el mundo “negocio”, lo que más recomiendo siempre es: organización y una planificación.

¿Qué mensaje dejarías a las mujeres que son madres y quieren emprender pero no se animan a dar el paso?

Que sepan que ser madres sin dudas es hermosísimo, pero que no debe ser lo único en nuestras vidas. Así que si eso es lo que las frena… tengan en cuenta que la felicidad de nuestrxs hijxs mucho se relaciona con la nuestra. Veamos a la maternidad como motivación, no como una excusa (¡es lo que más promuevo!)

¿Qué es lo que más disfrutas de tu trabajo?

Amo mi propósito, amo recibir el feedback de estas mujeres y madres, que decidieron dejar las quejas y excusas a un lado para ir en búsqueda de sus proyectos. Creo que no hay mayor satisfacción cuando me cuentan, escriben, sobre lo que lograron y por supuesto cuando viene con agradecimiento porque sienten que yo desde mi lugar les di una mano con eso.

¿Cómo te gustaría que cerremos la nota?

Simplemente decirles a todas que todo lo que queramos que pase, depende de cuánto nosotras queramos que suceda. No dejarse para después, porque el tiempo pasa y no vuelve. Ni para disfrutar de nuestrxs hijxs, como tampoco para poner en marcha ese proyecto o emprendimiento que queramos. La vida es un emprendimiento en sí mismo, ¡hay que disfrutarlo al máximo!





Fabiana Jafif, Mentora de emprendedoras y creadora de la comunidad "De Madre a Madre".